El Señor del Cielo y del Infierno

Nikon D600

Nikkor 14-24 f2,8 AF, a 24mm f2,8

241s.  ISO 200

Hay veces que pensamos que por estar el cielo encapotado o lleno de nubes, no se puede hacer fotografía nocturna, pero la realidad es que aunque no podamos obtener estrellas o Vía Láctea se pueden hacer fotografías sorprendentes. 

Las nubes al moverse durante una larga exposición se quedan en nuestra imagen con un efecto sedoso, si a esto le sumamos un primer plano interesante como este árbol muerto en el agua de un pantano y la contaminación lumínica de dos pueblos que además se diferencian por ser uno con luces leds y el otro con predominancia de luces halógenas, con todo esto conseguimos una fotografía cuando menos muy llamativa.

Para hacer la fotografía me metí en el agua fije el trípode clavándolo en el fondo y me desplacé para iluminar con una linterna el árbol.

Espero que os guste.

This site is protected by wp-copyrightpro.com

Suscríbete a mi newsletter

Únete a mi lista de correo para recibir las últimas noticias y actualizaciones mi web

¡¡¡ Perfecto !!! ya te has suscrito

Pin It on Pinterest